Mucho azotan cósmicamente León


Dos años sin Mucho por la capital leonesa era lo que los fans de la ciudad y alrededores, hemos esperado para su regreso. Dos años, que fueron compensados con creces el pasado viernes 30 de enero, cuando el grupo toledano se subía una vez más a las tablas de El Gran Café para deleitarnos con su magia.


Comenzaron con su famoso “Buenas noches, somos Mucho, el azote de la Mancha” y con ‘La Distancia’, canción perteneciente al Ep Grupo Revelación (2014), una de las mejores maneras de empezar, regalándonos una canción que aún no había sonado en la ciudad. A lo largo del concierto, sonaron multitud de canciones pertenecientes a ambos discos y a este último Ep.

No se hizo esperar la hipnótica ‘En la Base de la Montaña’ y tampoco ‘La Larga Risa del Emperador’, con la que es inevitable mantener una sonrisa perenne durante su duración. Hubo momento para antiguas conocidas, como la reivindicativa ‘Los Hijos del Mal’ o para nuestra sorpresa, ‘Corre mi Reloj’.

Bromeaba Martí con una versión de ‘Bailar Pegados’, de Sergio Dalma, que nunca llegó, pero que el público comenzó a grabar con la esperanza de que así ocurriera. No fue así, pero a cambio sí nos deleitaron con otras dos versiones que nada tenían que ver con Sergio, del que bromeó en varias ocasiones.

Y realmente lo bueno de los conciertos de Mucho, es que no te puedes esperar seriedad, muestran la diversión de unos amigos, que se suben a un escenario y hacen lo que más disfrutan juntos, eso sí, con la maestría que les han proporcionado los años de carretera.

15786570644_c6a4a85430_k

También dejaron ver sus cósmicas baladas, ‘Las Plantas’, la inesperada ‘Vas a Saturar’ y la erótica ‘La Primera Luz del Día’, con la que finalizaban la primera parte del concierto, evitando bajar y volver a subir para que el público reclamase otra. Porque ellos son así, políticamente incorrectos a lo que el rock clásico se refiere. Por eso hacen rock cósmico grecolatino, son ellos quienes marcan sus propias reglas.

Y así fue terminando, con ‘Grupo Revelación’, que resultó ser la gran coreada por el público, ‘Como si no Hubiera Mañana’, y para despedirse, esta vez de verdad, ‘Sal de la Tierra’.

Mucho son ese grupo, cuyo directo quieres repetir una y mil veces cuando aún no has salido de la sala en la que les acabas de ver tocar, porque tienen ese magnetismo que engancha y del que no te puedes librar.
¡Larga vida al Mucho, el azote de la Mancha!

Escrito por
Más publicaciones de ElUkelele

Presentación de los grupos del Dcode Fest 2013

Falta poco más de un mes para la tercera edición del festival...
Leer más