Kokoshca estrena ‘No queda nada’ y anuncia las fechas de la gira de Algo Real


El videoclip ha sido grabado a caballo entre Donosti y Pamplona -paso final incluido por Nueva York- y dirigido por el mismo grupo, Gorka Beunza y de Iker Insausti.


Kokoshca se ha empeñado en ser protagonista absoluto del final de 2016. Primero, al presentar su cuarto largo, Algo Real, el pasado mes de noviembre, y ahora, justo antes de la Navidad, con el videoclip de su segundo tema en el disco, ‘No queda nada’, y el anuncio de las primeras fechas confirmadas para su gira del próximo año, que se promete muy movido para los navarros.

Viendo el videoclip podemos hacer  con el grupo un recorrido por garitos, correrías incluidas, en una visión fatigada y resignada de la rutinaria peregrinación por los bares cada semana, según los propios miembros de la banda. ‘No queda nada’ ha sido grabado entre Donosti y Pamplona, excepto su final, rodado en Nueva York. La dirección ha corrido a cargo del propio grupo, con la ayuda inestimable de Gorka Beunza e Iker Insausti.

‘No queda nada’ es la cara oculta de nuestra canción ‘La Fuerza’. Si ésta era una canto báquico con cierto orgullo, ‘No queda nada’ es la visión fatigada y resignada de la rutinaria peregrinación por los bares cada semana.

Al mismo tiempo que la banda presentaba el vídeo, mataba dos pájaro de un tiro y anunciaba primeras fechas de lo que será, a buen seguro, una gira muy movida. Debut en Donosti el día de Reyes, y a partir de ahí, dos meses muy completos, con bolos en las principales plazas españolas y la confirmación ya en Festivales de verano importantes, como el Tomavistas, el Primavera Sound y el Sonorama. Y esto solo es el principio…

 

Foto de la web oficial de Kokoshca

 

Algo Real ha entrado como un torbellino, cuando parecía que ya no nos iba a sorprender nada en este fin de temporada y cada uno tenía ya, más que menos, casi perfilado sus listas del año. El cuarto largo de Kokoshca se ha colado por derecho propio en la sala noble de lo mejor del curso, con un trabajo en el que vuelve a sus orígenes -tras Hay una luz (2013), su arrebatador tercer disco-, donde te pueden seducir de forma salvaje o sutil, degollar o embelesar, desde la sordidez más punzante y noctámbula, a la calidez y exquisitez más melódica. En cualquier caso siempre puedes correr el riesgo de caer en sus redes y generar una adicción irremediable.

En Algo Real, los navarros navegan por mares más oscuros que en su anterior trabajo. Con temas como el del presente videoclip, ‘No queda nada’ –rockero, con sonido sucio y ochentero-,  el lisérgico, y quizá clave en la idea central del disco Serengueti – en un clímax muy Twin Peaks, deslizándose por la frontera entre la realidad y el sueño-, muy en la línea de ‘Laberinto’ – donde también se sumergen en el universo Lewis Carroll– , pasando por la tremenda,crítica y muy acertada adaptación libre de la canción ‘Born on the floor’ de The Make Up, o el hit brutal, surreal, oscuro, pero también psicodélico de ‘RBV’ -donde redundan en un camino nihilista hacia la felicidad, alejado de la convencionalidad-, hasta la sutil ‘Escultura’, en la que que nos devuelven a la superficie terrenal, aunque encierre en su seno ciertos horrores bajo una capa de barnizado dulce, para que termines sucumbiendo suavemente, el disco termina por atraparnos, y finalmente engullirnos.

Suena polvoriento, a desierto …  Näif. Infantiles melodías en parques abandonados mientras nos probamos diferentes disfraces en tiendas de ropa de segunda mano… Suceden también cosas que se pueden ver sin ojos como nos contó Alicia y su espejo. La Casa del Amor incendiada de sonidos superpuestos en laberintos de ceniza fina, que se sopla con el aire. Que se va con él.

Enrique Villarreal  (El Drogas), sobre Algo es Real.

Escrito por
Más publicaciones de Carlos Andrés

La calidad de la presencia aplaca la ausencia en la fiesta Noise de Discos Imaginarios

Grandes conciertos y sonido de lujo en la Sala La Copera, a...
Leer más