Noticias

Escudriñando el Granada Sound 2017 (I)


Resta un mes escaso para que arranque el último gran festival del verano en España, el Sound granadino, que en su sexta edición está llamado a batir records de asistencia.


El Granada Sound acaba de dar la última pincelada al cartel del postrero evento estival de masas, y aparte de los grandes cabezas del mismo –Los Planetas y Lori Meyers  el perfil de la letra pequeña está quedando muy granadino, pero también más heterogéneo, en cuanto estilos, que en otras ediciones; algo que ensalzamos y celebramos en El Ukelele.

El festival tendrá lugar el próximo 22 y 23 de septiembre en la misma ubicación del año pasado; en el Paseo Cortijo del Conde, donde se espera superar la afluencia de público, que ya en la anterior edición batió récords

A las citadas bandas locales, gigantes e icónicas, hay que sumarles otros sospechosos habituales en la parte alta de estas lides, como Iván Ferreiro, Sidonie, Dorian, La Habitación Roja, Maga, ElyElla dj, Kakkmadafakka… o clase media –en unos casos, pujante; en otra, constante-, a la sazón, Dinero, L.A, Viva Suecia, Delafé, Grises, Virginia Díaz dj o Les Castizos.

Y nos diréis, coño, y dónde veis la heterogeneidad. Y con razón. Pero lo que en realidad le da el toque ecléctico y diferente al festival está en la letra pequeña del cartel. Y es ahí, justamente, donde en El Ukelele nos movemos como un crío saltando entre los charcos. O bueno, sí, vale; como un marranillo en su charca.

Foto web oficial del Granada Sound

Nos vamos a centrar, a medida que se acerque el viernes 22 de septiembre, en esa parte baja del cartel, que en la mayoría de las ocasiones es la que nos da mayores alegrías, en forma de sorpresas, puntos de inflexión, singularidades y conciertos inolvidables. De esos de los que luego nos gusta fardar y decir ese tipo de frases hechas que no vamos a reproducir aquí. Vosotros/as veréis. El que avisa…

El Sound volverá a contar con tres escenarios y los amantes de los grupos locales, emergentes y/o menos mediáticos, tendrán la oportunidad de disfrutar durante todo el fin de semana de diferentes alternativas a las propuestas mayoritarias de los otros dos escenarios

Hoy, para empezar, mientras se confirma el cartel por días, nos vamos a parar en los Sexy Zebras. Casi nada en juego.  Salvajes, caústicos y funambulistas; eléctricos, sórdidos y desatados. Animales del  directo y las tablas. No es aconsejable perderse a este trío de bestias pardas. Amamos a Los Planetas, nos encantan los Lori y somos granadinistas con carnet. Pero atentos/as.  Empezamos aquí un serial con el jugo sonoro sabroso, distinto, atractivo, contradictorio y adictivo de lo diferente. De lo que no nos encontraremos en el escenario principal, ni en las horas centrales. Vamos; escudriñemos el Granada Sound…

Sexy Zebras

Fotografía de Bere Rivera. Web oficial de Sexy Zebras

El trío madrileño, tras una progresión imparable en sus tres primeros discos –Nada más lejos de la realidad (2011), Volvamos a la selva (2013) y, por fin, el muy notable Hola, somos los putos Sexy Zebras (2015)-, vuelve a la carga sonando “Fuerte, gordo y grande”, como ellos mismos definen su nuevo La polla (Vagabundo, 2017). Disco, que para bien o para mal (ahí ya hay muchas divergencias) han hecho con la idem los de Hortaleza.

Si estáis un poco hartos de la escena actual pop/rock nacional, más bien plana, inmersa en impostura y pose, abandonada de espíritu crítico (salvo honrosas excepciones) y alineada con la mansedumbre y la corrección política… estáis ante un grupo que puede gustar más o menos, pero no deja indiferente. Rompe con lo anteriormente descrito y por estética, lírica y melodía (sobre todo en sus dos últimos discos) -mucho sudor, poca ropa; mucho salto, poca decencia; mucho punk rock, poco pop- los Sexy Zebras juegan en otra liga

Los puristas y remilgados los tacharán de cierto infantilismo -cierto es que en su último trabajo abusan de verborrea escatológica demasiado facilona-, e incluso he escuchado/leído que emulan pobremente a los  Rage Against The Machine o a Molotov. Los mismos críticos del Olimpo que disfrutan con moñadas indecentes, intercaladas con el verbo follar (coreado por la muchedumbre) y que miran de reojo, a lo lejos y muertos de envidia, pogos subversivos. Porque claro, hay que cuidar modelo y flequillo.

Para nosotros Sexy Zebras son actitud, directo brutal y rock sin aditivos ni conservantes; riffs eléctrizantes, sórdidos y frenéticos, de los que te dejan sin aliento. Son sonidos que te evocan al hard de los clásicos ZZ Top o al rock del cenagal de los actuales Guadalupe Plata, en ‘Fugitivo’, ‘Machote’ o ‘Búfalo Blanco’, entre otras; e incluso se recrean con guiños evidentes a los Molotov, con ‘Hijo de puta’Gabriel, José y Samuel, son los putos Sexy Zebras; son La Polla; son pura dinamita. Y en un menú compuesto por tanto dulce (alguno de gran calidad), un poco de picante no está demás. ¿O no?

 

‘El Fugitivo’.

‘Hijo de Puta’, con Randy Molotov.

Nos despedimos, pero solo por ahora. Seguiremos con el serial en breve, escudriñando la letra pequeña del cartel, con muchos más grupos muy interesantes. Mientras, os dejamos con el enlace para comprar los abonos del Granada Sound. No os lo penséis demasiado… ÚLTIMOS ABONOS A LA VENTA en www.granadasound.com/entradas

José Domínguez

El Ukelele, Acreditados, Other Voices, Indie México and many more...

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Back to top button