Distancias cortas: White Bats

white bats

El próximo 23 de junio El Ukelele ha decidido unirse con las chicas de Proyecto Waikiki para organizar la II Aloha Cannibal Party y contaremos con White Bats y No Crafts para amenizar la fiesta. Anticipadas en TicketbellAntes de que llegue el día hemos estado de cháchara con el grupo de Subterfuge. Con todos ustedes, White Bats.


Con tantos murciélagos que hay, ¿por qué estos pequeños seres en (casi) peligro de extinción?

El nombre surgió en una de nuestras múltiples reuniones de amigos tomando unas cervezas en casa antes de salir. Un documental en la tele captó nuestra atención. Por aquella época estábamos buscando un nombre para la banda y al ver estos animales nos parecieron muy curiosos y extraños, ya que se suele asociar el murciélago con el negro… y creímos que sería una buena idea llamarnos de esa forma.

Los murciélagos se vinculan a la oscuridad. El blanco a la luminosidad. ¿Es vuestra música esa mezcla de luces y sombras?

Realmente nuestras canciones no son oscuras, sino serias. La atmósfera envolvente puede dar esa sensación, pero no es así. De hecho las letras son positivas. No somos un grupo solo para saltar, sino para sentarse a escuchar las canciones y encontrar todos sus detalles.

Vayamos al tema. ¿Qué se siente al fichar por una grande del independiente como Subterfuge?

Todo fue muy rápido. Después de llevar mucho tiempo en la música (cada uno por su lado) puedes imaginártelo. Que un sello con su trayectoria se fije en ti llevando sólo un año tocando como White Bats… ha sido un paso determinante para la banda. Tener un respaldo de ese tipo te abre muchas puertas y trabajar con gente profesional y metida hasta el fondo en el mundo de la música es un cambio muy, muy grande. A partir de ahí, mucho curro porque no es lo mismo ir por tu cuenta que con un sello, que te exige y hace que te exijas un mayor nivel de profesionalidad.

Con ellos habéis publicado Complex Echoes el pasado mes de enero. No dejan de llegar reseñas positivas. ¿Cómo fue el proceso de grabación? ¿Qué vamos a encontrar en él?

Complex Echoes fue grabado a principios de agosto de 2015 en los estudios Sound Division con David Baldo. Sabíamos que al firmar con Subterfuge tendríamos que editar algo con ellos, así que tras comentarlo con el sello en julio entramos en el estudio. Donde más tiempo invertimos fue en la mezcla y producción. Sabíamos qué sonido queríamos y sabíamos que no sería fácil.  Creemos que suenan muy bien y que no tienen nada que envidiar a otras producciones internacionales.

En el EP hay canciones largas, expansivas. Nuestras canciones tienen una fuerte base marcada por capas de sintetizadores, en las que se juega con la frecuencia y la dinámica. Sobre esto se monta la base rítmica (bajo y batería), y luego las guitarras. Las guitarras están cargadas de delays, ecos y reverbs. Todo esto en conjunto da una sensación de atmósfera envolvente que hace que el oyente se integre en la canción porque lo rodea.

Bebemos de muchas influencias y eso evidentemente se refleja en nuestras composiciones, pero no nos gustan las etiquetas y siempre invitamos a la gente a que escuche en profundidad nuestros temas y que saquen ellos mismos sus propias conclusiones.

Desde redacción se han enamorado de vuestros instrumentales y el uso que le dais en ellos a los sintetizadores. ¿De qué manera componéis estas piezas?

Las composiciones son algo que salen de dentro. Tienen que emocionarnos para poder llevarlas a buen término. Son canciones largas, expansivas. Son como un gran puzle en el que las piezas deben encajar perfectamente. En una canción puede haber hasta 9 sintes sonando a la vez pero cada uno tiene su sitio. A partir de ahí se montan el resto de instrumentos y la voz. Nuestras canciones son algo más que tres acordes. Van más allá.

No dejan de compararos con bandas tan especiales como Joy Division o Interpol. ¿Las comparaciones son odiosas, tensionan o producen más ganas de seguir trabajando?

Nos halaga que se relacione a esas bandas tan importantes con nosotros, pero realmente no nos gustan  las comparaciones… siempre lo decimos: mejor que nos escuchéis y que saquéis vuestras propias conclusiones. Nuestras canciones son largas, expansivas, en las que jugamos con diferentes partes con intensidades distintas que te transportan, atmosféricas y épicas, envolventes… quizás por eso nos relacionan con esas grandes bandas que mencionas y con algunas otras. No tenemos esa oscuridad tan visible. Tampoco nuestras letras son oscuras, de hecho la mayoría son positivas. Se trata de una sensación que te evoca al escuchar cierta música, que te produce sensaciones parecidas a cuando escuchabas a esas bandas, más que de comparaciones y parecidos. Creemos que no hay que quedarse simplemente con el género post-punk, White Bats somos mucho más, y bebemos de otros géneros como la neopsicodelia, del indie-rock, del synth pop, del shoegaze, de la psicodelia pop…

En el videoclip de ‘Stockport’ las imágenes seleccionadas forman parte de vuestra actuación en Joy Eslava. ¿Impresiona tanto tocar allí arriba como parece?

Es una sala muy bonita. Siempre impresiona tocar en sitios grandes y llenos de gente, y más sabiendo qué clase de artistas han pisado esas mismas tablas. Una bonita sensación, la verdad.

Habéis tocado en salas de diferente aforo en Madrid, desde el Wurli o El Sótano pasando por la mencionada Joy, Riviera o el Ochoymedio o en escenarios más curiosos como el de Platea. Desde vuestra propia experiencia, ¿qué destacaríais y que mejoraríais del circuito de salas madrileño?

En general, dentro de las posibilidades de cada sala te tratan lo mejor posible excepto en casos muy concretos, como todo en esta vida me imagino. Nos gustaría destacar el esfuerzo de las salas de este país por mantenerse a flote, a pesar de cómo está el panorama, el IVA cultural y demás. Para mejorar esta situación habría que aliviar estas condiciones límite, para que así dejen de cerrar salas y se abran otras nuevas, aumentando así la oferta cultural.

cartel aloha cannibal party

Por cierto, el próximo 23 de junio estaréis participando en II Aloha Cannibal Party, evento creado por la simbiosis entre Proyecto Waikiki y El Ukelele. ¿Qué opinión tenéis sobre este tipo de propuestas?

Nos encantan este tipo de propuestas y creemos que debería haber más. Estamos muy contentos de poder participar en esta gran iniciativa.

Antes de esta fecha, hicisteis una visita a Barcelona. ¿Cómo fue la acogida por parte del público?

La verdad es que fue muy bien. Hubo bastante gente, estamos muy contentos. Tenemos una buena acogida allá donde tocamos, y muy buen feedback. La gente que nos ve en directo siempre quiere repetir. Al final con lo que te quedas es con las experiencias de las vivencias en cada ciudad, en cada sala. ¡Repetiremos pronto seguro!

En vuestros directos acostumbráis a homenajear a David Bowie (una lagrimita aún se nos cae). ¿Se está quedando la tierra sin iconos?

Cada generación tiene los suyos. Siempre hay alguien que destaca más que el resto por algo especial. Es ley de vida… pero siempre hay alguien especial o surge algún genio. Quizás el nuevo Bowie esté naciendo ahora mismo en Cleveland o en Villaverde… tiempo al tiempo.

Para terminar, nos gusta que nos recomienden bandas. Nos hemos enterado que al menos uno de vosotros también es cervecero, así que esta vez ¿a quién os gustaría que entrevistásemos y con qué cerveza en la mano?

Cada mes hacemos una lista de unos 30-40 temas nuevos que luego solemos pinchar en nuestros DJ Set. De las últimas listas, por ejemplo, podemos destacar FEWS, Oberhofer, Tedo Stone, SHEAFS, The Loom, Vita Bergen, YAST, Hibou, Crescendo o Zen Mantra, entre otros.

More from Carolina Cadenas Pazos

Modelo de Respuesta Polar en Madrid

Facebook Twitter Pinterest LinkedIn WhatsAppPrimero fue la entrevista, después la reseña y...
Leer más