#Entrevista La Generación de la Hogueras, Rocker

Rocker

Marco Antonio López se define como un escritor frustrado que ejercía de músico y ahora como un músico frustrado metido a escritor. Y como no, como un Rocker

En su trayectoria musical fue batería  y miembro fundador de los conocidos Nu Niles, así como de otras bandas reconocidas en la escena rockabilly como los Lazy Jumpers, The Quasars, Surfones o los Duckbills. Ha colaborado con Brioles o Bop Pills y ha tocado con Johnny Powers, Junior Marvel o Ray Campi.

En su nueva trayectoria, Marco Antonio, debuta en el formato ensayo con 66 rpm Edicions, pero no en la escritura donde ha publicado para The Outsider Magazine poemas, críticas…


En Rocker, La Generación de las Hogueras, Marco Antonio narra sus experiencias personales en primera persona durante las giras con los Nu Niles (en “furgos” de hotel a hotel, bares, locales de ensayo…)

Mario Cobo firma el prólogo de este libro y lo titula Cruzo La Frontera. Mario es el guitarrista de Nu Niles y actualmente acompaña a Loquillo en el proyecto Código Rocker (Warner) que tiene mucho que ver con lo que en este libro se nos cuenta. En el libro también encontramos  ilustraciones de Ben Rowdon y Tyto Alba.

¿Es un libro sólo para Rockers?

Definitivamente NO. Es un libro obligatorio para Rockers, pero al mismo tiempo es la historia de los sentimiento de un chico de barrio que logra alcanzar sus sueños:  ilusiones y desengaños, pasión por la música y el cine.

He tenido la oportunidad de hablar con Marco Antonio sobre este proyecto, lo hacemos en un bar antes de una presentación de su libro. Lo van a acompañar sus antiguos colaboradores de Nu Niles. No podría ser un mejor escenario, aquí se destila autenticidad y Rock&Roll.

¿Quién es Marco Antonio López?

Marco Antonio López era un escritor frustrado metido a músico y ahora es un músico frustrado metido a escritor (risas).

¿Qué relación tienes con la música?

El alcohol… (risas) Vengo de una familia de músicos, mi abuelo grababa discos de tangos. A los 14 años formé mi primera banda musical, con idas y venidas y sigo hasta la actualidad. Sobre todo, me apasiona la música retro americana: rockabilly, rock&roll, blues, jazz, rythm&blues e incluso he llegado a tocar country.

¿Qué es ser un Rocker, es sólo en una tribu urbana, está en vías de extinción?

Me alegra que me hagas esta pregunta, porque voy a poder despacharme a gusto (risas).  En este momento no sé qué significa ser rocker. Sé lo que significa en el libro, que es lo que yo quería ser cuando tenía 13-14 años. Rocker significa para mí movimiento juvenil, teenage deliquency, a tribu urbana. Pero creo que hoy en día se ha convertido en un movimiento demasiado familiar.

¿Familiar? ¿En qué sentido?

Porque no se ha renovado, no ha habido generaciones nuevas que se incorporaran en el movimiento y se ha estancado. Aunque existen algunos grupos más jóvenes que están geniales, son la excepción.

Respecto a la música en sí, es cierto que el Rockabilly, con el paso de tiempo, se ha convertido en un género más de culto y se le ha dado el valor que antes quizá no tenía. Antes la gente la consideraba como subgénero menor y ahora ya está considerado a la altura del blues o del jazz.

¿Qué te impulsa a escribir Rocker

Yo siempre he escrito. Lo he hecho siempre durante las giras. Hace tres años me retiré de la música y como soy Rocker y “humilde”, y acababa de leer, Drácula el no muerto, escrita por Dacre Stoker, sobrino-biznieto de Bram Stoker, que me hizo sentir muy indignado, pensé: “voy a escribir la precuela de verdad porque este señor no se ha leído el libro del bisabuelo“. Y empecé a escribir un libro sobre Drácula y poemarios que ya tenía en la cabeza. Mientras lo hacía mi editor me propuso escribir Rocker, que es una recopilación de los recortes que escribía durante las giras y, por lo tanto,  narradas en presente y los uní con un hilo conductor.

¿Se puede conectar con una mayoría o es un imposible (tanto en la música como en la literatura)?

No lo sé, ¡qué no daría yo porque mi libro se convirtiera en un éxito de masas! Pero mucho me temo que es complicado. Es un libro que habla de la adolescencia y gente que lo ha leído me ha comentado que se ha sentido identificada, no sé si ese es un factor para convertirse en un fenómeno de masas, pero al menos sé que el libro puede conectar con el público.

¿Transmitir emociones al público es el gran reto, o hay algo más?

En la música lo importante es la canción como obra, si un cantante, un bajista, un batería… tienen como primordial la canción por encima de su propio ego, la cosa funciona. Y creo que en la literatura funciona del mismo modo, si escribimos para lectores, probablemente el mensaje llegue. El problema es que escribimos para escritores por lo tanto en ocasiones confundimos un poco en el objetivo.

Si pudieses ser un disco. Qué disco te gustaría ser.

Hay muchos, pero por poner dos completamente diferentes: Elvis Presley de Elvis Presley Mediterráneo de Serrat.

¿Cuáles son tus influencias musicales?

La música retro americana como ya he dicho, y aunque no tengan nada que ver los cantautores españoles, porque personalmente pienso que muchos grupos españoles que empiezan deberían revisarlos, ya que se olvidan de una cosa básica del lenguaje como es sujeto, verbo y predicado y escuchar a los cantautores nos podría ir bien.

En la actualidad escucho mucho Tom Waits y Lou Reed, no me preguntes el porqué, pero me ponen cachondo. Y también jazz.

¿En qué medida Rocker. La generación de las hogueras es autobiográfica?

Es autobiográfico porque lo que intento resumir es el movimiento que nos envolvió a través de mis vivencias. Es cierto que como escritor me tomo unas licencias, y hay anécdotas y aventuras del libro que están sobredimensionadas y otras en las que me he quedado corto, las he amoldado. La gracia del libro según la crítica es que se trata de un libro autobiográfico sin necesidad de mostrar vísceras

¿Has podido escuchar el tema de Loquillo ‘Rusty’?, ¿Qué opinas?

Hace muy poco acabé de leer el libro Rock & Roll de Carlos Zanón, letrista de ‘Rusty’, y me parece una poesía barcelonesa contemporánea. De ‘Rusty’ tampoco puedo dar una opinión muy objetiva porque el autor de la música es Mario Como que es mi compañero de viaje. Personalmente opino que es una gran letra. Zanón tiene uno de los versos que más me gustan: Aún me quedan mentiras que me sostienen de pie, que es la historia de mi vida

Un mensaje para todos aquellos que se inician en el arte de contar historias.

¡Qué las cuenten! ¡Qué las cuenten: papel, boli o Word y a escribir!

¿Quieres añadir alguna cosa más?

Una letra que estoy escribiendo.

No me atrinchero en ningún nacionalismo. Me considero del extrarradio. Me da igual el extrarradio, ya sea Badalona, Sta. Coloma o Camboya.

Más publicaciones de Olga González

Entropía en esencia, El Columpio Asesino en la Sala Apolo

No encuentro una mejor manera de describir a este grupo navarro que...
Leer más