Distancias cortas: El Punto G de Cristina

punto g de cristina

Ni nos hemos vuelto locos ni presentamos nueva sección en la que el sexo es el protagonista. El Punto G de Cristina (Madrindie) es un grupo madrileño que ha decidido hacerse un lavado de cara con su último trabajo, Inflexión. Pop en español que podrás disfrutar en su próxima fecha: este viernes 29 de mayo en Contraclub.


¿De quién era novia Cristina? ¿Sois de Lorena Berdún o de Ponte a Prueba?

(Risas) No fue novia de ninguno de nosotros. Era una compañera de clase muy maja, aunque hace unos cuantos años que no la vemos (risas). Era una chavala muy guapa y con la coña salió el nombre. A la madre no le hizo mucha gracia (risas).

¿Vuestro ideal de mujer se parece más a la rotundidez de Anita Ekberg (La Dolce Vita) o las líneas de Keira Knightly?

Nos quedamos con Anita Ekberg. Las curvas. Keira Knightly es muy mona, pero no nos dice nada. (risas)

Hace un par de años, ya os entrevistamos. ¿Qué cambios sustanciales ha habido durante este tiempo?

Muchos. Desde el 2013 ha habido un cambio brutal que fue justo antes del verano pasado. En ese momento teníamos dos opciones: dejarlo o continuar con la banda pero haciendo algo diferente. Es entonces cuando llegó Nico (la segunda parte presente) y la llegada de un teclista ha sido muy importante. Además, nuestro sonido ha madurado. Tenemos bastante material publicado, porque la banda como tal lleva desde que teníamos prácticamente quince años, pero no dejan de ser maquetas, pruebas. El primer trabajo contundente es Inflexión y se ve perfectamente hacia donde queremos ir.

En ese sentido, habéis publicado ‘Inflexión’ hace un par de meses. Cara A, Cara B. ¿Supone ese nuevo punto de partida que parece?

Justo. Queríamos que fuera nuestro punto de inflexión y que marcase el lugar hacia el que ir. No se trata de olvidar lo hecho anteriormente, pero sí cambiar la dirección. Ha sido un cambio tanto en la forma de componer como de estilo, etc.

Habladnos sobre los dos temas que se encuentra en él: “Inflexión” y “El Puente”.

Ambas canciones hablan sobre el mismo punto: el punto de inflexión en varios aspectos de la vida, sociedad, nuestra música, etc. Por ejemplo, en “Inflexión” se repite una frase que hace alusión a los (supuestos) cambios políticos que estamos viviendo y, después, también aparece nuestro cambio musical y las inflexiones dentro del amor.

Respecto a “El Puente” hubo un cambio enorme en el estudio. La canción estaba muy en el suelo con una letra y guitarras muy claras y una vez que llegamos al estudio, nuestro productor lo llevó a otro extremo utilizando más metáfora, más sintetizadores…Estamos muy contentos con el resultado. Además, hemos aprendido muchísimo con la producción del trabajo con Rams.

¿Cómo le conocisteis?

Pues fue de casualidad. Fuimos a Estudios Reno con Luis (Madrindie) y Rams no estaba. Cuatro días antes de ir al estudio para grabar, nos escribió Rams para decirnos que era él quien iba a ser nuestro productor y nos quedamos encantados. Hemos aprendido una barbaridad para saber enfocar y dar vueltas a la misma idea. Fue un golpe de suerte enorme.

¿Cuando fichasteis por Madrindie?

Bueno, nosotros les conocemos desde los inicios prácticamente y sufrimos la separación como los hijos de los matrimonios (risas). De hecho, nuestro EP anterior (La Era Plástica) fue publicado en ese momento y se quedó en tierra de nadie. Apenas se movió. Y fue una pena porque lo hicimos por crowdfunding y siempre tienes con ello un plus de ilusión. Aparte, estamos muy contentos con ellos. Aunque hay mucho garage (risas).

Hace poco tocasteis con The Noises.

Sí, una experiencia muy positiva. Una oportunidad para que nos escuchara gente diferente que normalmente escuche un tipo de música similar. Y eso es muy importante. Íbamos con la actitud de hacer un buen concierto para que la gente se quedara con nosotros. Además, era la primera vez que tocábamos en una sala mediana (sala Paddock) y te sirve para aprender sobre sonido. Todos son experiencias. Además, Álex (baterista) era vecino de ensayos con su otra banda, Sin Rumbo, y hay buen rollo.

infleg

Aprovechando la jugada, ¿con quién os gustaría compartir escenario?

¡Muchos! (risas) Vetusta Morla sería un sueño. Coldplay. Y con Fito y Fitipaldis. O con Arctic Monkeys. Por pedir…(risas)

¿Fechas a la vista?

Pues sí, justo el próximo 29 de mayo tocamos en Contraclub con Super Skinny Bitch.

Y ya para terminar, ¿a quién os gustaría que entrevistásemos?

A Rufus T. Firefly. Gole Yaika y a todos los de Madrindie (risas).

Más publicaciones de Carolina Cadenas Pazos

Distancias cortas: Jack Knife

Mañana se abre el SanSan Festival en Gandía (tal y como os...
Leer más