Algunos discos buenos (ed. 2018)
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Pasan los años, pasan los discos y lo único que acaba permaneciendo es el olvido. 2018 ha sido un año de grandes discos, justo como 2017, 2016, 2015…

No es mi intención hacer una lista ordenada con los mejores discos de 2018. No he escuchado todo lo que se ha publicado este año, y además soy consciente de mis filias y de mis fobias. Sin embargo, sí que me veo capaz de hacer una lista con veinte álbumes que, como poco, son buenos. Discos que quizás sigan sonando en mi vida durante 2019 y quién sabe si en la década de 2020. Estas son mis filias confesables:

Jacco Gardner – Somnium

Jacco Gardner Somnium

Jacco Gardner lo ha vuelto a hacer. El joven deudor de la música sesentera que apareció de la nada con el Cabinet of Curiosities, es ahora uno de los mejores artesanos de la escena mundial. Su agradable chamber pop ha dado paso a paisajes más ricos y densos, como los presentes en Somnium. Una joya sin igual.

Quentin Gas & Los Zíngaros – Sinfonía Universal Cap 02

Quentin Gas & Los Zíngaros Sinfonía Universal Cap 02

Si la segunda parte de la Sinfonía Universal de Quentin Gas & Los Zíngaros te ha gustado, ya verás la primera… La banda sevillana ha llevado la psicodelia un paso más allá, y no se puede decir que lo hayan hecho de casualidad. Su fusión entre rock espacial y flamenco es tan grande como el universo y tan particular como el alma.

Uniforms – Polara

Uniforms Polara

Uniforms han sido una de las grandes sorpresas de mi 2018, tan grande que están en esta lista. Polara, su debut, es una explosión de talento, pero también de madurez. En el álbum encontraremos todo tipo de sonidos y de letras, eso sí, todas ellas entrelazadas entre sí a través de un esqueleto pop y de una musculatura rock. Puño de hierro en guante de seda.

Kero Kero Bonito – Time ‘n’ Place

Algunos discos buenos (ed. 2018) 1

El laboratorio de Kero Kero Bonito debió echar humo mientras Time ‘n’ Place cobraba vida. Tras una máscara de popera se esconde un álbum fresco y lleno de riesgos. El trío inglés ha logrado adelante sacar uno de los discos más interesantes del año, un álbum bizarro por lo raro y por lo valiente.

Teleman – Family of Aliens

Teleman Family of Aliens

Family of Aliens es uno de los grandes álbumes de pop del año. Teleman llevan mucho tiempo sabiendo lo que hacían, pero con su último lanzamiento han conseguido una mezcla lo suficientemente consistente como para tocar todos los palos sin perder su esencia. Melodías adictivas, un sonido complejo y cuidado y letras que van más allá de la superficie. Con esta receta uno entiende que no terminen de triunfar en el circuito comercial.

IDLES – Joy as an Act of Resistance

IDLES Joy as an Act of Resistance

Joy as an Act of Resistance es probablemente el disco más divertido de 2018, y, sin embargo, su duro trasfondo hace de él también el álbum más serio del año. Actitud punk, sonido hardcore y un duende infinito. IDLES están para comer en la mesa con quien quieran. No puedo más que darles las gracias por semejante obra maestra.

Niños del Cerro – Lance

Algunos discos buenos (ed. 2018) 2

Niños del Cerro han facturado un álbum riquísimo. Lance es tan maravilloso como una mañana soleada en pleno invierno. Con nuevas armas, la música de los chilenos ha evolucionado gracias a unos desarrollos magníficos bien acompañados por unos arreglos superiores. La neo psicodelia tiene uno de sus picos más altos en los Andes, y puedo asegurar que vale la pena tanto contemplarlo como coronarlo.

Rolling Blackouts Coastal Fever – Hope Downs

Rolling Blackouts Coastal Fever Hope Downs

Otros que van bien de actitud son los Rolling Blackouts Coastal Fever, quienes en Hope Downs han conseguido mantener su espíritu juvenil pese a la madurez de sus reflexiones. Los australianos están en estado de gracia desde hace mucho y prueba de ello es el ingenio que plasman en sus letras. Vivan las guitarras y viva la vida.

Melody’s Echo Chamber – Bon Voyage

Melody's Echo Chamber Bon Voyage

¡Qué viaje! Valió la pena esperar a Melody’s Echo Chamber, quien tras muchos baches logró publicar Bon Voyage. En él encontraremos pop salpimentado por sonidos espaciales, orientales, spoken words y unas estructuras imposibles. ¿Pop progresivo entonces? Yo lo llamaría más bien disruptivo.

Sonido Gallo Negro – Mambo Cósmico

Algunos discos buenos (ed. 2018) 3

Mambo Cósmico es, ni más ni menos, una síntesis del sonido de América. Sonido Gallo Negro ha conseguido, a lo largo de once canciones, unificar a todo un continente gracias a su particular toque. Sus ritmos populares galvanizados con el ácido de la psicodelia son la banda sonora ideal para viajar por el espacio y por el tiempo.

Los Nastys – Música para el Amor y la Guerra

Música para el amor y la guerra Los Nastys

Si el primer LP de la banda afincada en Madrid se hizo esperar, el segundo pareció llegar de la nada. En él, Los Nastys se muestran más maduros y desquiciados que nunca y vuelven a describir su mundo particular, el cual –oh, casualidad– se parece demasiado al tuyo. Música para el Amor y la Guerra es un álbum generacional, uno de esos que dentro de unas décadas te harán recordar ese loco y lejano 2018.

Stephen Malkmus & the Jicks – Sparkle Hard

sparkle hard stephen malkmus the jicks

Como si fuese sencillo, Stephen Malkmus y sus Jicks han sido capaces de grabar un disco delicioso. Pese a que odio el adjetivo «delicioso», no encuentro uno mejor para describir su Sparkle Hard, un álbum experimental pero divertido. Una brillante gema al alcance de todos los bolsillos.

Las Ligas Menores – Fuego Artificial

Algunos discos buenos (ed. 2018) 4

Mil etiquetas se le pueden poner a Las Ligas Menores: indie, twee pop, indie rock, noise, shoegaze… Pero por más definiciones que uno de, siempre será mejor escuchar su Fuego Artificial. El segundo álbum de las argentinas es real, tan real como el dolor o la amargura que de él se desprende. Pese a ello, pocos discos más vivos se han publicado en 2018. Una maravillosa contradicción.

Beach House – 7

Beach House 7

 

Denso y ruidoso, con cada escucha desvela nuevos misterios que atrapan al oyente. Catorce años después, Beach House siguen igual de vigentes gracias a una reinvención sutil, que no absoluta. Una evolución que ha quedado recogida en ese diez que es 7.

The Magic Mor – Move the Lines to Make Circles

The Magic More Move the Lines to Make Circles

The Magic Mor tienen la virtud de hacer de la psicodelia algo fácil. Hace algunos años los hubiera tachado de blandos y me habría quedado tan tranquilo… y tan equivocado. Move the Lines to Make Circles tiene momentos grandiosos, fases en los que la psicodelia y el pop se fusionan para hacer soñar a cualquiera. Un disco que hace afición.

Triptides – Visitors

Triptides Visitors

Visitors es un trabajo que refresca la mente, un álbum lleno de matices –sin llegar a saturar– que te transporta a otros mundos. Pop sesentero que, a base de hacer sonar colores, crea un cuadro tan vivo como la mismísima realidad. Siempre se les intuyó potencial, pero con Visitors, Triptides se han hecho grandes.

Kaviar Special – Vortex

Kaviar Special Vortex

Kaviar Special es una banda desconocida en España, pero eso no significa que su música sea de inferior calidad, nada más lejos de la realidad. El último disco de los franceses es belleza y es caos, es un arma de destrucción masiva que nos recuerda que el rock sigue ahí, vivo entre las cajas del garaje. Nada como meter cabeza en el Vortex y salir más vivo que nunca.

Cosmo Sheldrake – The Much Much How How and I

Cosmo Sheldrake The Much Much How How and I

Cosmo Sheldrake es uno de los creadores más fascinantes sobre la faz de la Tierra. El músico inglés es capaz de sacarle punta a todo, de hacer canciones con los sonidos más insospechados. Su primer disco, The Much Much How How and I, ha tardado en llegar, pero ha aterrizado con todo lo que cabía esperar de él e incluso más.

Django Django – Marble Skies

Django Django Marble Skies

No estaban muertos, estaban de parranda. Django Django parece haberse repuesto de una trayectoria errática (el segundo disco les salió “raro”), porque en caso contrario es difícil explicar su Marble Skies. Su tercer LP representa su madurez artística, su reencuentro con el mojo perdido.

Ty Segall – Freedom’s Goblin

Ty Segall Freedom's Goblin

Freedom’s Goblin es un mezcladito sexy, una caja de bombones que hará las delicias de los aficionados al rock. Con letras frescas y ciertas dosis de improvisación, con melodías apasionadas y pegadizas, Ty Segall ha dejado su impronta en 2018 como también la dejó en años anteriores. Un clásico en estas listas.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

José Domínguez

Fundador, como el brandy.
Cerrar menú