Distancias cortas: Mendel


Como lo prometido es deuda, en una de nuestras primeras entrevistas desde Distancias cortas, los chicos de Nostalghia nos recomendaron dar una escucha a varios grupos. Una de ellas era Mendel. A la espera de su paso por la capital madrileña, damos gracias a las nuevas tecnologías y os presentamos a esta formación zamorana que recientemente ha publicado su último trabajo, Binaternario.


Lo primero, y para aquellos que no os conocen, ¿quiénes sois, de dónde venís y qué hacéis?

Pues somos Mendel  y venimos de Zamora. Hacemos música que podríamos situar dentro de la esfera rock-pop independiente.

Hablemos de vuestro nombre, ¿Mendel tiene relación con el famoso naturalista austriaco o fue fruto del azar?

Digamos que fue fruto de la urgencia. Esto pasa cuando dejas las cosas para el final. Tuvimos que incorporarnos a un festival y no nos quedó más remedio que elegir de un día para otro un nombre de una larga y extraña lista que teníamos. Todavía alucinamos con algunas de los posibles nombres que había en esa lista… Mendel cumplía con una serie de requisitos que nos habíamos marcados para el nombre.

También habría de preguntaros por el título de vuestro álbum. Al poner Binaternario en Google sólo aparecen menciones a vuestro disco. En la RAE no consta como palabro. ¿Qué es para vosotros Binatermario (disco y tercer tema del mismo)?

Efectivamente Binaternario es un palabro totalmente creado por Rubén, el guitarrista del grupo y una persona muy creativa a la hora de expresarse. En principio es un concepto puramente musical y propio. Así llamábamos a esa canción cuando solo era una sucesión de acordes y así se quedó.  Nos da la impresión de que el concepto es algo contradictorio en si mismo pero realizable y por eso creemos que cumple un poco con la filosofía de la canción y del disco en general. ¡Ya veréis como en unos meses en la academia se ven obligados a incluir la palabra “Binaternario” en el diccionario debido a la presión popular!

Tras la escucha del disco, la sombra de Vetusta Morla parece alargada, aunque también me vienen a la mente Nostalghia, a los que conocéis (el parecido vocal y las letras, principalmente). Los que escribimos sobre arte, música en este caso, solemos dar influencias que muchas veces no se ajustan a la realidad. Contadnos de que fuentes bebéis antes de que patinemos.  

No es la primera vez que nos relacionan con Vetusta Morla y con otros grupos. Es algo natural que la gente relacione cosas nuevas con las que ya conoce. No nos molesta en ningún caso. De hecho a muchos de estos grupos nos gustaría parecernos mucho más en algunas cosas…tú ya me entiendes (risas). Simplemente intentamos hacer lo que sabemos y lo que nos sale en cada momento.

Nostalghia es un grupazo al que conocimos el verano pasado, con los que compartimos escenario y simplemente hubo conexión. Nos encanta su música y esperamos hacer cosas juntos no tardando.

Vayamos a la pregunta concreta. ¿Influencias? Muchas y variadas. Pero sobre todo el rock y pop alternativo de los 90. Dentro de esto hay muchos grupos y bandas que hemos oído y nos han marcado. Somos cuatro tipos con una base musical común pero cada uno conserva sus extravagancias propias.

Para aquellos que ya os conocían de vuestro anterior trabajo, #1, ¿qué diferencias encontrarán respecto a Binaternario?

Pues grandes diferencias. De entrada los dos trabajos los hemos hecho enteramente nosotros en todos los sentidos y ahora ya teníamos algo más de experiencia en lo que se refiere a la grabación y producción. No deja de ser algo que hemos grabado en el local y hemos mezclado y producido en casa pero creemos que para estar hecho así el resultado está muy bien.

Respecto a los temas de Binaternario son algo más enérgicos, rockeros y oscuros que los del primer trabajo. En cualquier caso sí que notamos una evolución hacia algo más propio. Binaternario suena más a Mendel según la gente que ha oído el disco. Estamos de acuerdo con eso.

Tras la escucha (por parte de mi oído musicalmente analfabeto), se nota que cuidáis las letras con mucho mimo. Intuyo que es uno de vuestros puntos fuertes. ¿Cómo es vuestro proceso de creación?

La voz para nosotros es muy importante más como instrumento que como mensaje. Intentamos trasmitir algo pero sobre todo nos importa la dimensión melódica de la voz. Nunca nos hemos considerado grandes letristas pero estamos encantados de que el que escucha las valore.

Somos una banda de local y la creación se gesta en él. Sí solemos partir de alguna idea individual, un riff de guitarra una línea de bajo, etc, pero las canciones nacen y crecen en el local de ensayo donde cada uno aporta lo suyo.

Vuestro trabajo toca varios palos con toques rock, blues incluso (confieso que tengo debilidad por ‘Casualidad 16:9’), con cortes positivos y otros más introvertidos. Los temas tratados parecen girar en torno a la crisis del individuo. ‘Generación perdida’ es un ejemplo de ello.

Por ahí van los tiros. Excepto por un par de temas podríamos decir que todo Binaternario gira en torno a la misma idea: la toma de conciencia por parte del individuo de lo que estamos viviendo y la reacción ante eso. De todas formas no hay nada constante y estamos abiertos a las interpretaciones que la gente nos quiera dar de los temas. Flipamos a veces de lo que le sugiere a personas diferentes la misma canción.

‘Casualidad en 16:9’ es el corte más rockero clásico que tenemos y pese a que la letra tiene ya bastante tiempo creemos que está de actualidad en estos días (“Al rey sin corona, le cuesta respirar…”).

Personalmente, conozco la escena musical leonesa y vallisoletana. ¿Qué podéis contarnos sobre la escena zamorana?

¡Pues que está tremenda! Nos gusta pensar que es la mejor del mundo. Si no nos queremos nosotros mismos nadie lo hará. Zamora es una ciudad muy pequeña y con pocas oportunidades en todos los sentidos pero tiene un número enorme de bandas para como están las cosas por aquí. El Lado Oscuro de la Broca, Klanghor, Littleboca, Kirson, GSP Undertone o Pequeño, por poner algunos ejemplos de diferentes estilos, son grandes bandas de la ciudad que nos encantan y cada uno en lo suyo hace un magnífico trabajo.

Lo que si creemos todos es que Zamora es un sitio alucinante para tocar. Desde hace tiempo nosotros y otros grupos intentamos traer bandas de fuera para compartir conciertos aquí y fuera. Todos los que vienen quieren repetir. 

Actualmente, muchos artistas se autoproducen o se sirven de propuestas como el crowdfunding. ¿Qué opináis sobre estas opciones y qué opináis de las discográficas?

Cuesta pedirle a la gente que te apoye, sobre todo económicamente, ya sea aportando para un disco o pagando una entrada para los conciertos pero la mayoría de las veces es totalmente necesario para que todo esto no pare.

En lo que se refiere a la grabación de discos nosotros no hemos pensado en el crowdfunding, de momento, pero conocemos a varios grupos que sí que lo han hecho y de momento les ha ido bien. Digamos que la gente ha entrado bien a este tipo de financiación pero quizás en unos años todo esto se agote.

Respecto a las discográficas habrá algunas que pese a todas las crisis que existan seguirán haciendo negocio pues es su único objetivo mientras que otras, más pequeñas, hacen lo que pueden.

¿Qué esperáis del 2014 después de la publicación de vuestro último disco? ¿Podremos veros por salas fuera de Zamora presentándolo?

Pues esperamos lo que hemos esperado siempre: que a la gente le guste y tocar lo más posible dentro pero sobre todo fuera de nuestra tierra, donde ya deben de estar cansados de nosotros (risas).

De momento, aparte de conciertos en Zamora, tenemos cerradas un par de fechas en Albacete y Cuenca a principios de abril y también tenemos que ir a Santander, Salamanca y Madrid, pero todavía están sin confirmar estas fechas.

Para terminar, y como en El Ukelele nos gusta descubrir sonidos nuevos y retarnos a nosotros mismos, qué discos/artistas nos recomendáis y a quien queríais que entrevistásemos.

Cualquiera de los mencionados arriba nos valdría pero fuera de la esfera zamorana os proponemos a Intruso, un grupo manchego que acaban de grabar su último disco y que suena de lujo.

Más publicaciones de Carolina Cadenas Pazos

#Descubriendo el Festival Gigante 2016: Shinova

Festival Gigante 16 va desvelando nombres de su cartel y desde El...
Leer más