The Weeknd pone la música en las tinieblas con Dawn FM

Dawn FM es uno de esos álbumes que tendrá que enfrentarse a multitud de comparaciones, a infinitas críticas en un sentido u otro, pero también es un disco sólido como el granito que hará que muevas los pies y lo que tengas dentro del cráneo.

Dawn FM

The Weeknd

Editado por UMG Recordings

Publicado el 7 de enero de 2022

0
Lista de canciones
  1. "Dawn FM"
  2. "Gasoline"
  3. "How Do I Make You Love Me?"
  4. "Take MMy Breath"
  5. "Sacrifice"
  6. "A Tale By Quincy"
  7. "Out Of Time"
  8. "Here We Go... Again"
  9. "Best Friends"
  10. "Is There Someone Else?"
  11. "Starry Eyes"
  12. "Every Angel Is Terrifying"
  13. "Don't Break My Heart"
  14. "I Heard You're Married"
  15. "Less Than Zero"
  16. "Phantom Regret By Jim"
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en pinterest

El sorpresivo regreso de The Weeknd ha sido y será una de las grandes noticias de este año (salvo debacle mundial, claro está jeje). El canadiense ha regresado con Dawn FM un álbum que tenía por delante la difícil barrera de palidecer ante su hermano mayor, el celebrado After Hours. Honestamente, creo que hay mucho marketing detrás del engrandecimiento de ciertos trabajos, pero en cualquier caso, con o sin apoyo, Dawn FM no va a quedar muy detrás de su predecesor. Sin lugar a dudas, estamos ante un LP sólido y bien cargado de pegamento.

Así, en primer lugar, vuelve a brillar la producción, que corre a cargo de Max Martin y OPN, así como del propio The Weeknd. Esto es una constante en la discografía de Abel Tesfaye: la producción siempre ha sido un aspecto brillante. Las cosas no son diferentes en Dawn FM, donde canciones como "Best Friends" y "Don't Break My Heart", así como "Take My Breath", son ejemplos perfectos de cómo el disco consigue tener un sonido muy nítido y, al mismo tiempo, mantener una atmósfera etérea, necesaria para se dispare en las listas de éxitos.

Si el sonido ha sido tan bueno como siempre, en la composición sí que se ha notado un cambio. Tesfaye ha abusado en reiteradas ocasiones de letras impersonales y genéricas, de letras que al final acaban siendo poco honestas con el que le dedica una parte de su tiempo a escuchar sus creaciones. Sin embargo, cortes como "Gasoline", "Less Than Zero" y "Out of Time", demuestran que es capaz de interpretar música con el corazón, de forma genuina.

Por último, es obligatorio citar las colaboraciones, todas ellas muy interesantes. Tyler, the Creator emerge poderoso en "Here We Go... Again", mientras que Lil Wayne ofrece un verso un tanto previsible y de poca brillantez en "I Heard You're Married". El legendario productor Quincy Jones también aparece, y lo hace recitando en "A Tale by Quincy", una pieza que parece fuera de lugar y, en última instancia, sin propósito. Más arte le pone Jim Carrey, que actúa como presentador de radio de una emisora conocida como Dawn FM, así como de portero del más allá. Su aparición ha resultado ser fantástica pese a lo que en un principio llegué a pensar y se ha convertido en una de las fortalezas del álbum. La canción "Phantom Regret de Jim" es un cierre de disco poético y hermoso, que si te pilla en un día malo puede provocarte escalofríos.

En conclusión, Dawn FM por fin capta esa atmósfera etérea que The Weeknd ha intentado encontrar repetidamente, sin conseguirlo, a lo largo de sus dos últimos álbumes. Mientras que sus anteriores intentos de lograr esta atmósfera inquietante han resultado, en el mejor de los casos, forzados, Dawn FM suena totalmente natural y a veces puede ser incluso un disco estremecedor. Canciones como "Starry Eyes" son especialmente conmovedoras en el contexto del álbum. Incluso los temas más alegres, como "Sacrifice", parecen llevar el peso de una intensa melancolía nocturna. Uno de los leitmotiv de Dawn FM, tal y como fija la breve pista que abre el álbum, es la muerte y la aceptación de seguir adelante con la vida. Este concepto nihilista y deprimente está perfectamente plasmado a lo largo de un Dawn FM que, comparaciones aparte, es el primer gran disco del año.

 

Escucha el álbum en streaming