Omni rompen su techo de cristal con Networker
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Omni han roto su techo de cristal con Networker, su tercer álbum de estudio. En poco más de media hora, los de Atlanta han facturado un LP de altura.

Networker es la clase de disco que se introduce en tu mente como si nada. Lo último de Omni es un álbum que suena a familiar pero que es cien por cien novedoso. Hay que hacer notar que, pese a que el dúo de Georgia beba de Television, Gang of Four o Wire, todo es nuevo en Networker. Para ello, la banda se ha servido de sus habilidades musicales, que nacen de un profundo sentido de la melodía que lleva estos sonidos post-punk a un terreno más propio del prog y el jazz, ganando cuerpo.

En este tercer LP, Omni han dado otro paso al frente, el cual coincide con su llegada a su nuevo sello tras cumplir contrato con Trouble in Mind. Si Deluxe (2016) y Multi-task (2017) sentaron las bases de su música, Networker las ha extendido un poco más allá imprimiéndole una energía que anteriormente se transmitía, pero con mayor resistencia, hasta el oyente. El nuevo disco se presenta como un trabajo muy compacto, discreto y totalmente cohesionado. Las canciones se unen de una manera refrescantemente consistente, a pesar de los numerosos y sutiles cambios de tono y género. Resumiéndolo en pocas palabras, Omni han regresado con su álbum más preciso, melódico y de mejor sonido hasta la fecha. En Networker, su primer lanzamiento para Sub Pop, la ahora pareja continúa explorando el malestar con la vida moderna. La ansiedad que impregna sus espinosas pistas se deja sentir sobre todo en sus letras perspicaces y aterradoras. La sensación se ve incrementada por los cuidados arreglos y el diseño del tracklist, que no permiten ningún alargado bajón.

Sincerely Yours” abre Networker con los acordes de guitarra de Franky Broyles. El tema deja ver el espíritu que habita en cada rincón del disco, ese que parece salido de la mítica “Marquee Moon” de Television, leitmotiv melódico recurrente en el sonido de los de Atlanta. La letra, por su lado, lamenta tedio de un trabajo a jornada completa: «Drive you to work in the morning / Although I don’t wanna leave you there / It’s quite disconcerting / I’m aware we’re due to pay our share». The National ya no están solos en sus reclamaciones. En “Courtesy Call“, la banda deja que los instrumentos hablen a la par que las voces de Philip Frobos se esconden atrás, en un segundo plano. La canción también tiene un cambio de tempo llegando a su parte central que es digno de una buena pieza de jazz. Las letras, ácidas a más no poder, dejan el nivel por todo lo alto en un clímax tarantinesco. “Moat” tiene los giros y vueltas retorcidos de un clásico de los primeros Feelies. Aquí Omni demuestran que no han dejado atrás esa rabia setentera que atesoran, la cual impregna los riffs de un track que no llega a los dos minutos. “Underage” sale de la nada evocando al mejor y más caprichoso de los Stephen Malkmus (que no han sido pocos). Los sintes se entremezclan con los solos de guitarra a medida que el corte progresa mientras el dúo destapa sus miedos existenciales: «Is this digital you?». “Skeleton Key” cierra una impecable primera mitad con ecos sureños de boogey, resucitando la memoria del legendario T. Rex con un trasfondo entre contemporáneo y distópico «The presentation of me / The pretty face on the screen / Scroll on by and don’t be lingering».

La cara B arranca con “Genuine Person“. Si bien cabía esperar el clásico abridor energético, la banda ha optado por todo lo contrario. Este segundo abridor es una canción suave con una melodía refrescante. Es como si The Beatles hubiesen invadido el cuerpo de los de Atlanta, esas progresiones de seda, ese temple… los Omni más templados también son de una categoría especial. Respiros así se agradecen en álbumes tan potentes y angulosos, permiten coger aire para los cortes más estridentes. “Present Tense” estira el esqueleto de Networker y habla de la ansiedad, de estar «Connected, lounging in the future», a la vez que el teclado enreda de una forma extrañamente acogedora. Sorprende que después de siete temas todavía no se han repetido sin romper el hilo conductor. “Blunt Force” se pone en liza con un pegadizo un ritmo jazz que suena extraño en el contexto del álbum y en el del propio tema dado el juego de guitarras. Sin embargo, esta característica, junto a su cortísima duración, hacen de ella una creación que no chirría, completamente integrado en el conjunto. “Blunt Force” es una pequeña gema que crece con el paso de las escuchas. El testigo, recogido por “Flat Earth, toma velocidad de crucero. Impulsado por los clásicos ganchos de la banda, la pista pese a que la voz esté en un segundo plano, tiene ecos de single. Su estribillo será tarareado en cada directo hasta la extenuación. “Networker” parece entregar la cuchara cuando proclama ese doloroso «What can I do» que se escapa entre cuerdas y teclas como la arena entre los dedos. El cierre lo echa “Sleep Mask” conservando el fino humor demostrado durante toda la obra y permitiéndose un pequeño acto de locura final.

Omni han vuelto a ser tan geniales como impredecibles en Networker. Sus melodías y arreglos siguen sorprendiendo a cada momento y quedan enfrentadas al enfoque conceptual de unas letras que divagan en torno a una vida que no es la que soñamos. La monótona voz de Philip Frobos se contrapone con el nervio sonoro de las guitarras y sintes, con la contundencia rítmica de la batería y también con el melódico bajo. Ya alejados del característico lo-fi de sus inicios, todas las esencias van destapándose entre ganchos y depresiones sonoras creando un conjunto dentado capaz de arañar el alma. La imperfección del álbum radica en sus dos últimas pistas, aunque… ¿no es genial ser imperfecto?

8’5

Escucha Networker de Omni

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Cerrar menú