The Much Much How How and I, el Big Bang de Cosmo Sheldrake

The Much Much How How and I, el Big Bang de Cosmo Sheldrake

Existen dos tipos de personas: los que suspiran de satisfacción a ver un lienzo en blanco, y los que suspiran por pura desesperación. Cosmo Sheldrake, salvo que un ataque de humildad lo lleve a cambiar de bando, pertenece al primer grupo. The Much Much How How and I es una pintura universal, un clásico atemporal.

Cosmo Sheldrake apuntaba a ingresar a ese grupo de escritores británicos capaces de crear un mundo propio (introduzca aquí a sus favoritos), siempre con tintes surrealistas, siempre con oscuras sombras ganándole la partida –momentáneamente– al sol. Quizás, por su capacidad para recrear la naturaleza, Sheldrake sea una especie de heredero de Rudyard Kipling, aunque eso son palabras mayores (o no). Lo cierto es el sueño de la razón de este joven inglés no produce monstruos, sino cuentos que transportan al oyente a su particular mundo. Nunca, jamás, han escuchado nada similar, se lo aseguro. No hay etiqueta que se quede pegada en la portada de The Much Much How How and I.

El álbum abre con la épica de “Linger Longer”, cuya melodía destila nostalgia, pero también grandeza. Y apunten estos dos ingredientes, aparecen constantemente en el disco. “Linger Longer” suena a «ha llegado el circo a su ciudad», y ya sabemos que eso hacía ilusión especialmente durante la infancia, no con nuestra edad. Como dice el propio Cosmo Sheldrake: «April’s dew becomes Autumn’s wine / Leave everything always unbroken». Me temo que siempre se rompe algo en todos nosotros entre abril y el otoño… Continúa el LP con la primaveral –muy bien traída– “Wriggle”, el que fuera sencillo de adelanto. En esta ocasión se puede observar otra de las cualidades de su música, esa sensación de movimiento, de zigzag, que queda coronado por el trinar de los pájaros y una ligera lluvia de R&B. “Birth a Basket” aparece y desaparece, en menos de tres minutos, dejando de nuevo un sabor agridulce. El interludio instrumental a mitad de la canción es una maravilla, y esos versos que proclaman «Let’s thatch a roof / But leave a hole so we can let the stars in / So they’ll forever shine down on me / Blow and blow / But it will keep on standing / Huff and puff in vain» vuelven a demostrar que la mente científica de Cosmo Sheldrake tiene un lado literario tan profundo que sus raíces ni se atisban. “Birthday Suit”, es un tema aún más corto, que cuenta con la mitad de duración de su predecesor, pero que pone de relieve esos recortes melódicos, ese amago y remate, ese majestuoso reptar. Siguiendo el orden de Spotify –el único que tengo a la espera del vinilo, donde parece que hay un cambio–, me encuentro con “Come Along”, el primer adelanto y single del álbum, una canción sobre la que se apoya The Much Much How How and I, al igual que los EPs anteriores parecían reposar sobre “The Moss”. Sheldrake no tiene problema con las canciones largas, y lo demuestra aquí una vez más, condensando su particular universo a través de una majestuosa introducción y unos estribillos de infarto. «Come, come, come, come, come along now / Run away from the hum-drum / We’ll go to a place that is safe from / Greed, anger and boredom». La Libertad guiando al pueblo. La cara A queda coronada con “Solar Waltz”, canción tarantinesca, con efluvios de pasodoble y ritmo de vals, que por momentos –y perdonen tan personal confesión– me transportan a la Semana Santa andaluza. Sin embargo, la psicodélica estructura, que haría estremecerse a Silvio Fernández, lleva a “Solar Waltz” por otros derroteros. Cosmo Sheldrake aparece más desnudo que nunca, cantando sin máscara, sin apenas samplear, creando así un paisaje sinuoso y a la vez reconfortante, un oxímoron.

Mind of Rocks”, en la que colabora Bunty con su voz emula en cierto modo la fórmula de uno de sus éxitos previos, “Rich”, aunque aquí la calidez es mayor, fruto de un ritmo rebajado y un tono más grave. Desde luego, las incursiones de Cosmo Sheldrake en el R&B son, como poco, refrescantes, dándole al género tintes futuristas sin necesidad de remover sus cimientos. En octava posición “Spring Bottom”, hace la función de interludio y de observatorio astronómico, puesto que anuncia definitivamente el cambio de tercio del LP. Y de repente –¡ay!–, vuelve el hormigueo en el estómago con el nacimiento de “Egg and Soldiers”. Pese a la estridencia de su intro, toca volver sobre las palabras que describían a la genial “Linger Longer”, esa exuberancia circense, tan exagerada, de la música de Sheldrake. La melodía, épica, se entreteje con una letra que clama –mitad indignada, mitad derrotada– por un cambio. Que me perdone el autor, aquí su mensaje es tan contundente y bonito, tan lleno de significado, que me he atrevido a traducirlo al español: «Corta las zarzas / Busca el paraíso bajo tierra / Se perdió, pero ahora ha sido encontrado / Porque nos bebimos el océano / Jugaremos mientras Venecia se ahoga / Los submarinos no nos salvarán ahora / Subimos a una colina, pero luego nos caímos». No es The Waste Land, es “Egg and Soldiers”, se lo juro. Las pulsaciones vuelven a rebajarse con “Axolotl”. Cosmo Sheldrake llama a «scream and shout». Lo hace como terapia de liberación, como tranquilizante, la indignación sigue presente. “Pliocene” sigue la línea trazada, ya claramente descendente, trayendo más naturalidad a esta parte del disco, meciendo suavemente al que se asome a ella. “Linger a While” es el tercer interludio del LP, aunque en esta ocasión, a diferencia de los anteriores, Sheldrake canta, quizás como aviso de que no es la canción de cierre, pese a que gaste rostro de serlo. Su función parece clara, darle redondez a una cara B que por momentos se había alejado del concepto que la primera parte había introducido en nuestras cabezas. Ya saben, los discos duran –como poco– desde su apertura hasta su final, los sentidos engañan, sobre todo si no son los suyos. The Much Much How How and I todavía guarda dos bombazos, uno de ellos, una copa de “Beetroot Kvass”, que con psicodelia de baja intensidad vuelve a pulir el LP. La etílica montaña rusa sigue los vientos y los indescifrables coros hasta que el sol comienza a ponerse: es la forma que tiene el autor de decirnos que la noche está cerca. “Hocking”, desquiciada y alegre, le pone la guinda a una obra magnífica con unas letras homenaje al nonsense, y un final que, en el álbum, antes había sido principio.

Cosmo Sheldrake se venía labrando la fama de joven prodigio desde que “The Moss” salió a la luz. Después, Pelicans We confirmó que algo había en él, y The Much Much How How and I demuestra que hay más de lo que se atisbaba. Sheldrake ha trasladado la magia del single, al EP, y de ahí, a la larga duración. Lo hace con unas melodías esquivas, con unos sampleos imposibles, y con unas letras maduras a la par que inteligentes. Solo así es posible crear un universo donde las reglas de la naturaleza no fallan, un universo tan parecido al nuestro que podría ser el mismo.

Más noticias del The Much Much How How and I de Cosmo Sheldrake

Ha llegado el tercer sencillo de The Much Much How How and I, el primer LP de Cosmo Sheldrake. Se trata de la canción “Egg and Soldiers“.

Los tiempos se siguen cumpliendo, y cada vez conocemos más de The Much Much How How and I, el disco con el que Cosmo Sheldrake debutará en el formato de larga duración.

Tras “Come Along” y “Mind of Rocks“, Sheldrake ha presentado “Egg and Soldiers“, una canción además de ser una declaración de amor al desayuno, contiene todos los ingredientes clásicos del universo del músico: una introducción atípica, un desarrollo no lineal y mucha épica. Todo ello unido a la rica e imaginativa instrumentación que siempre tienen sus canciones, que en esta ocasión incluye: una escalera mecánica de St. Pancras International, el ronroneo de su gato Cocoa, el flujo del viento en Snowdonia, una banda de metales, muchos instrumentos de viento de madera y un cuarteto de cuerda.

Recuerda que The Much Much How How and I llegará el 6 de abril a través de Transgressive Records. Escucha “Egg and Soldiers“:

Producida entre Matthew Herbert (Bjork, Mica Levi, London Sinfonietta) y el propio Cosmo Sheldrake, “Mind of Rocks” es el nuevo adelanto de The Much Much How How and I, el que será el primer LP del británico.

Mind of Rocks” une dos mundos, el de Bunty, vocalista asentada en Brighton, con el de Cosmo Sheldrake. El resultado es una canción de soul futurista, que sin abandonar el sonido clásico del género, incorpora multitud de ingredientes fascinantes fruto de la imaginación de Sheldrake.

Entre estos ingredientes destacan los sonidos de unos murciélagos panameños, que fueron grabados en el Smithsonian Tropical Research Institute donde el hermano de Cosmo está estudiando. También podremos escuchar el intento de enseñar beat-boxing a una clase de alumnos de seis años y el sencillo sonido del viento escocés.

Como estaréis comprobando, la imaginación de Cosmo Sheldrake no tiene fin. The Much Much How How and I saldrá el 6 de abril a través de Transgressive Records.

Cosmo Sheldrake es una de las grandes esperanzas de la escena británica. El músico de 27 años acaba de estrenar “Come Along“, primer adelanto de su nuevo álbum.

Cosmo Sheldrake, el niño prodigio de la música anglosajona, ha vuelto en plena forma. El cantante, compositor, productor y multinstrumentista londinense ha publicado “Come Along” a través del prestigioso sello Transgressive Records. Se trata de su primer lanzamiento en tres años, y ha sido coproducido y mezclado por Matthew Herbert.

Pelicans We, nueva demostración de talento de Cosmo Sheldrake

Come Along” nos muestra al Cosmo Sheldrake de siempre, ese que te hace soñar con sus ricas y ambiciosas melodías. «Esta canción empezó cuando decidí hacer la introducción más absurda y extrema que pude», dice Sheldrake. «Hice este ridículo y grandioso comienzo, y después este se desarrolló hasta ser la canción que es ahora». Escrita bajo la influencia de músicos que van desde The Beatles y The Kinks hasta Moondog y Stravinsky, la grabación fue moldeada en un viaje al Mardi Gras de Nueva Orleans y tras estar componiendo en casa, para después ser completada en los analógicos Soup Studios del este de Londres.

A este ilusionante lanzamiento lo sigue una completa gira que durará hasta finales de noviembre.

15/10 – Manchester – Academy 2 (con Johnny Flynn)
17/10 – Londres – Roundhouse (con Johnny Flynn)
30/10 – Amsterdam – Melkweg Oude Zaal (con Johnny Flynn)
31/10 – Berlín – Bi Nuu (con Johnny Flynn)
01/11 – Colonia – Luxor (con Johnny Flynn)
02/11 – Bruselas – AB Club (con Johnny Flynn)
03/11 – París – Cafe de la Danse (con Johnny Flynn)
17/11 – Londres – Mick’s Garage
23/11 – Berlín – Rosis
24/11 – Zurich – Stall 6
25/11 – Basilea – 1. Stock
30/11 – París – Le Pop-Ip du Label

Más de José Domínguez

Opatov nos regalan más psicodelia de la buena con “Can”t Move”

Opatov están trabajando en su segundo álbum, pero eso no les ha...
Leer más