Noche cósmica con Mucho y Tigres Leones en Ochoymedio


Mucho llegaba al Ochoymedio de Madrid el 11 de marzo para presentar su nuevo trabajo, Pidiendo en las puertas del Infierno (2016), en el que sintetizadores y falsetes se alzan como protagonistas. Les acompañó Tigres Leones, que continúan haciéndonos disfrutar con su Catastrofía (2015).


 Tigres Leones

Tigres Leones subían al escenario del Ochoymedio con el pie sobre el acelerador. Sin mediar palabra comenzaron a desgranar La Catastrofía (2015), encadenando un tema tras otro imprimiéndole cada vez más energía y garra. Los madrileños han conseguido trasladar su último disco al directo con gran maestría y mucha más dureza de la que evoca el formato físico. Durante más de veinte minutos la música no cesó, en un ejercicio de rock maratoniano nos hacían viajar a ritmo vertiginoso del EP Muerte a los muertos (2014) a Mucho Spirito (2013), su primer larga duración. Con una cuerda rota y una pátina de sudor cubriendo las frentes del trío, Tigres Leones ponían fin a la primera parte del directo; cambio de guitarra, unas palabras de agradecimiento y vuelta a las andadas, dejando al público con ganas de más una vez cayó el telón.

MUCHO en Ochoymedio

Un espeso humo cubría el escenario, anunciando la llegada de Los Jinetes del Apocalipsis Cósmico (Martí PerarnauVíctor CabezueloMiguel de Lucas y Carlos Pinto) y el consabido Fin del Mundo, que abriría las puertas del infierno a todos los presentes en el Ochoymedio.

La noche comenzaba de forma inesperada, ‘La primera luz del día’ abría el recital para recuperar los clásicos de El Apocalipsis según Mucho (2013). En los primeros cortes las guitarras habían acaparado todo el protagonismo, al igual que hicieron en los anteriores trabajos de Mucho, pero había llegado el momento de dar un golpe en la mesa, los manchegos llevan hasta el fin la máxima de ‘renovarse o morir’ y exactamente eso han hecho, dar un giro de 180 grados sorprendiendo gratamente a crítica y público.

‘Los amantes no olvidan’ fue el primer acercamiento a su nuevo Pidiendo en las Puertas del Infierno (2016), las guitarras dejaban paso a los sintetizadores y la voz rasgada de Martí se abandonaba a los falsetes, la única constante son esas letras siempre irónicas y certeras en las que la actualidad vuelve a ser el punto de mira de Perarnau. Tras un primer contacto con el nuevo disco el cuarteto manchego volvió a replegarse sobre sus anteriores temas, como si quisieran ir allanando el terreno preparando al público para que entrase de lleno en Pidiendo en las Puertas del Infierno (2016) cuando estuviese realmente preparado.

‘Como si no hubiera un mañana’, ‘La larga risa del Emperador’ y ‘Grupo Revelación’ se sucedieron, haciendo gala del pop cósmico grecolatino que Mucho abanderan. El momento había llegado, Pidiendo en las Puertas del Infierno (2016) asumía el papel principal, la balada protesta ‘Perro Negro S.L.’, que nos pone en la piel de un político neoliberal, nos introducía en el nuevo imaginario que ha creado el cuarteto. ‘El león de tres cabezas’ supuso una inmersión total en este nuevo disco, y es que ya se ha convertido en todo un hit coreado por el respetable de principio a fin. Pese al choque de la primera escucha,  Pidiendo en las Puertas del Infierno (2016) crece cuando es llevado al directo, la impecable banda consigue hacer magia a base de sintetizadores y teclados, elevando temas como ‘Sucumbe el Universo’. El punto final de la noche llegaba con el bucle nostálgico en el que nos sume ‘Fue’, con ritmos hip hop y rapeada por un Martí que al borde del escenario disparaba cada uno de los versos como si de dardos envenenados se tratasen. Mucho aun nos reservaban una sorpresa más, demostrarían que saben bailar tan mal como en el videoclip de ‘Viejas Ruinas’ al son de una mítica canción, si quieres saber cuál es, disfruta del azote de la Mancha en su próximo directo.

La sociedad ilustrada de lo cósmico dio una clase magistral de saber hacer sobre las tablas del Ochoymedio, pese a que el público se obstinó en mantener los brazos cruzados y Perarnau no ejerció del frontman parlanchín al que acostumbra, la cosmicidad brilló con luz propia en Madrid.

MUCHO

Escrito por
More from Alba Montero

The New Raemon y McEnroe presentan dos adelantos de su Lluvia y Truenos

Facebook Twitter Pinterest LinkedIn WhatsApp The New Raemon y McEnroe, dos pesos...
Leer más