Arcade Fire – Reflektor (single)

No es precisamente una historia de amor lo que tengo con Arcade Fire. No sé la razón, pero los canadienses siempre me habían parecido un buen grupo, con buenas canciones, con un gran directo, y volviendo al pero, nunca consiguieron engancharme. Tiene incluso mayor gravedad esta afirmación si reconozco que fue el concierto del FIB 2011 en el que más tranquilo estuve, eran buenos pero…

Reflektor es un cambio, una evolución si quieren llamarlo así. Si algo bueno tiene la banda es que cada tres años nos muestran algo diferente, siguen siendo Arcade Fire, pero añaden matices, introducen cambios que hacen que no suene todo siempre a lo mismo. Con Reflektor lo vuelven a hacer, intuimos que influidos por James Murphy (LCD Soundsystem) principalmente, pero conteniendo trazas y trazas de otras bandas, para al final, sonar a Arcade Fire sin caer en el Funeral, Neon Bible y The Suburbs. Nos encontramos con los Arcade Fire de 2013, con su nueva bandera, Reflektor.

La canción no deja dudas, es un temazo sin más. Capaz de mantenerse durante más de siete minutos en pie, sin titubeos, con ese ritmillo disco de fondo, golpeando una y otra vez tus oídos. Con esas arrancadas siempre frustradas, con ese sonido de teclado que nunca termina de ser protagonista y que se funde a la perfección en el tempo del tema junto a la guitarra. No se quedan atrás las voces, y es que además de a Win Butler, de inicio tenemos unos coros en francés interpretados por Régine Chassagne, que casan a la perfección con la canción, dotándola de mayor riqueza. Y bueno, en el minuto cuatro hace su aparición el mismísimo David Bowie para hacer los coros, hecho que objetivamente es secundario, y en el que alguno ni habrá reparado, pero joder, siendo sinceros, que te haga unos coros David Bowie debe ser una gustazo. La letra, con ese punto triste y oscuro que caracteriza a la banda, nos dejan ver un mundo de soledad, basado en una búsqueda constante. Todo esto por separado y el plus que aporta su unión lo que te mantiene enganchado a Reflektor, a cada minuto que pasa te ofrece algo nuevo, para acabar siendo tú el que pida más y más.

No os dejéis engañar, algunos dirán que es un tema más comercial, que si molaban más antes, que si tienen mucho hype… Pero la única realidad es que Reflektor es una barbaridad, una rareza en un 2013 en el que casi todos los grandes grupos han fallado con sus estrenos. Reflektor es la esperanza para firmar un final de año feliz musicalmente hablando. Ahora sí puedo decirlo: me gusta Arcade Fire.

More from José Domínguez

NAT SIMONS construyó su casa en las alturas

Facebook Twitter Pinterest LinkedIn WhatsAppAsistimos a un evento, que la propia Nat...
Leer más